Un peregrino del amor

2020 07 14 Swami Satyananda Saraswati Aradhana MayJun2020 pag 22Swami Satyananda Saraswati

El amor es el sentimiento de unidad con los demás, sentir por los demás como uno siente por uno mismo, ser capaz de sentir la dificultad de otra persona como uno siente la suya. En el amor, la dualidad se fusiona en la unidad: dos se convierten en uno. A veces las emociones vienen y toman la forma de amor. Sin embargo, existe una distinción clara entre el amor y la emoción: son dos sustancias completamente diferentes, pero parecen casi lo mismo.

 

Con amor uno siente la unidad detrás de la diversidad. Sin embargo, la definición que la mayoría de las personas dan al amor se relaciona con las actividades emocionales, que se adaptan a la mayoría de las personas, pero cualquier experiencia de amor relacionada con la actividad emocional no es infinita. Si uno ama a un objeto o a una persona, siempre hay un tipo de reacción. El amor de uno por ese objeto no es duradero ni permanente, y hay fluctuaciones de vez en cuando. ¿Cómo puede ser eso amor? El amor es una experiencia superior, una experiencia de unidad total. Por lo tanto, cuando se ama, la actitud debe ser continua, constante y consistente.

El amor es un acto de dar y dar y dar sin esperar nada a cambio. Cuando se espera algo a cambio, no es amor, es otra cosa. Para alcanzar el amor, la mente tiene que ser purificada y se deben experimentar muchas experiencias en la vida. Eso solo es posible cuando uno es un peregrino, cuando uno está en la búsqueda de Dios.

Fuente: Aradhana Yoga of the heart. Mayo/Junio 2020