Desde el Ego hacia Ananda

2021 06 27 Sw Niranjan Yoga Mag 2021 06Swami Niranjanananda Saraswati

El ego es la última barrera para pasar a las dimensiones espirituales. A pesar de las creencias contrarias de que el yoga o las tradiciones espirituales eliminan la individualidad de uno, debemos entender que el concepto de individualidad se trata en el yoga en forma de ahamkara, identidad propia distorsionada o torcida.

La identidad propia se vuelve más predominante a medida que avanzas en el proceso yóguico, ya que eres consciente de ti mismo en cada paso del camino. Estás tratando de construir una nueva imagen de ti mismo, una nueva identidad, por lo que estás trabajando en el nivel del ego. Al convertirte en el drashta, el observador, el que ve, estás trabajando con tu identidad y mejorándola.

 

Si empiezas a tallar una estatua en una piedra, ¿qué identidad está perdiendo la piedra? Ninguna; más bien está desarrollando una nueva identidad que será presenciada y apreciada por muchas personas. El material burdo e innecesario está siendo eliminado de la piedra y lo que queda es el material necesario para convertir la piedra en una estatua. Del mismo modo, en la vida espiritual no se pierde la identidad, sino que se corrigen las percepciones distorsionadas, se redefinen las expresiones agresivas del ego y el nuevo tú suave, el nuevo tú más sabio, el nuevo tú creativo, se convierte en la nueva identidad.

Mientras mantengas la idea de que esta identidad se está transformando y cambiando continuamente y que no hay un estado fijo, ni una forma fija, puedes superar asmita o ahamkara. Sin embargo, en el momento en que definas una nueva identidad y quedes fijo en ella, ésta volverá a distorsionarse. Por esta razón, los maestros espirituales han mantenido que es necesario estar preparado para aceptar cualquier cambio, no porque quieran que nadie pierda su identidad personal, sino porque desean llevar al practicante más allá de los efectos de la identidad distorsionada.

No te quedes anclado en una percepción; aprende a aceptar y a permitir que el cambio se produzca. El objetivo es superar asmita, el ego, y establecerse en un estado de dicha, ya que es en ese nivel de dicha, ananda, donde las experiencias espirituales se transforman en experiencias trascendentales. El proceso del yoga es pasar del control básico de la personalidad humana a la experiencia de ananda: de anushasana a swarupe avasthanam.

—31 de Diciembre de 2001, Ganga Darshan, publicado en "On the Wings of the Swan, Volume V"

Fuente: "From Ego to Ananda", Swami Niranjanananda Saraswati. Yoga Magazine, junio 2021.