Un momento precioso

2 from rikhia2Peethadhishwari Swami Satyasangananda Saraswati

6 de mayo de 2020

El tiempo es fugaz. Ayer se fue y ¿quién sabe si veremos mañana? Nada es permanente, todo cambia: las estaciones cambian, el clima cambia, nuestro estado de ánimo cambia, la mente cambia. Tú mismo puedes observar esto, segundo a segundo, todo cambia. El tiempo es muy valioso, y uno no debe desperdiciarlo. Los que pierden el tiempo ignoran la realidad de la vida. Pasa un momento y se va para siempre, se pierde. Y si no eres consciente, es posible que hayas perdido el momento más importante, la oportunidad de conectarte con el Ser, con la divinidad que te rodea.

Cada momento de tu vida es importante, pero hay algunos momentos en el tiempo que son raros y muy preciosos. Es precisamente este tipo particular de momento que observamos durante el Guru Bhakti Yoga en Rikhiapeeth. En estos dos días especiales recordamos el momento en que un gran yogui, Gurudev Paramahansa Satyananda, logró Yoga Samadhi. Cada mes honramos ese momento, y al hacerlo nos conectamos con ese poder superior y omnipresente. Así es como evolucionamos.

 

Hablamos de evolución, hablamos de crecimiento, de desarrollo, pero ¿entendemos lo que eso significa? ¿Alguna vez te preguntaste: "¿Cómo creceré, cómo me desarrollaré?" Para evolucionar debes invertir tiempo de la manera correcta. Inviertes tu dinero, piensas en las muchas formas en que puedes enriquecerte. ¿Pero cómo inviertes tu tiempo? No estoy hablando de tu vida externa. Para el crecimiento del intelecto, tu trabajo, tus estudios son todos importantes. Pero también debes invertir tu tiempo en el crecimiento interno. Esa es la evolución, y es para este propósito que observamos Guru Bhakti Yoga los días 5 y 6 de cada mes. Nos conectamos con el momento en que este gran evento tuvo lugar aquí en Rikhiapeeth. El Yoga Samadhi es un logro excepcionalmente raro, y cuando nos alineamos con ese momento en el tiempo, nos elevamos y podemos recibir la Gracia.

Todos queremos la Gracia, pero ¿calificamos para ella? Del mismo modo que tienes que calificar para convertirte en médico, ingeniero, abogado o maestro, y lleva muchos años de esfuerzo, de la misma manera tienes que calificar para recibir la Gracia. Incluso si el Gurú quiere derramar la Gracia sobre ti, no puede hacerlo hasta que te lo mereces. Esa es la ley cósmica. Te vuelves digno de recibir la Gracia haciendo un esfuerzo y siendo sincero. Debes ser dedicado y comprometido, y no puedes desviarte del camino. Muchas cosas vienen en la vida para distraerte, para disipar tu mente. La mente te sugiere muchas cosas que te distraen del camino que has elegido. Y son tan tangibles, tan atractivas para ti porque la mente es siempre poderosa. Pero mientras hagas el esfuerzo, mientras seas sincero y dedicado, y muy serio al respecto en todo momento, permanecerás en el camino, incluso en momentos de desafío y dificultad. No importa la situación que enfrentes, no pierdas la tranquilidad. Aférrate a tu alegría y tu felicidad.

La dificultad entra en la vida de todos. Ya sea físicos, mentales o emocionales, psíquicos, espirituales o kármicos, todos deben enfrentar desafíos, y la enseñanza de Sri Swamiji es que en cada situación uno debe permanecer tranquilo, pacífico y feliz. Puedes estar muy enfermo o estar agotado financieramente, puede que no tenga perspectivas de futuro, pero incluso ese no es el fin del mundo. El fin del mundo es cuando has perdido tu fe y tu esperanza, cuando has perdido de vista tu objetivo. Cuando esto sucede, puedes considerar que el fin del mundo realmente ha llegado. Si pierdes tu trabajo, si te enfermas, si estás cansado o enojado, no debes sentirte abatido. Debes mantenerte firme en tu fe y permanecer comprometido. Si puedes hacer eso incluso en las situaciones más difíciles, entonces la Gracia seguramente se derramará sobre ti.

Vivimos en el mundo, por lo que debemos interactuar con los demás todo el tiempo. Pero, ¿cómo deberíamos vivir en este mundo? En este momento vivimos como personas comunes, experimentando enojo, frustración, tristeza y alegría. No sirve de nada pedir la Gracia hasta que podamos cambiar la forma en que pensamos y respondemos en nuestras interacciones diarias. Para hacer esto, tenemos que vivir como un yogui. ¿Cómo vive un yogui en el mundo? Un yogui vive como una flor de loto, que nace en el lodo, crece en el lodo y muere en el lodo, pero nunca es tocado por el lodo: siempre es hermoso y puro y da alegría a los demás. Así es como tienes que vivir en el mundo, como un yogui que no se ve afectado por las circunstancias de la vida. Estamos muy afectados por nuestros cambios de humor, por las críticas y los elogios, por la alegría y la tristeza. Nuestras mentes siempre suben y bajan, pero la mente tiene que estar equilibrada en todas las circunstancias.

En esta ocasión conmemoramos el Samadhi de Guruji y al hacerlo fortalecemos nuestra fe y nuestros esfuerzos y nos alineamos con la pureza de un gran yogui que se liberó de los grilletes del cuerpo y regresó al regazo de prakriti, a la Madre Naturaleza. Adoraremos el Shiva Lingam, el símbolo de la conciencia cósmica en el que todo finalmente desaparece. Y realizaremos el Sri Vidya Pooja, porque Sri Yantra es el símbolo de esa prakriti cósmica. Al mismo tiempo, cantaremos el mantra Aum porque todo se origina en Aum, y todo finalmente regresa a Aum. Aum es el principio y también el fin de la creación. Les deseo a todos las bendiciones auspiciosas de Paramahansa Satyananda. Que Él los guíe en su viaje interior.

Peethadhishwari Swami Satyasangananda Saraswati

Guru Bhakti Yoga. 6 de mayo de 2020
https://rikhiapeeth.in